Foto/ AP
 
(Agencias) El presidente ruso, Vladímir Putin, condecoró este jueves a los medallistas olímpicos en Río de Janeiro, donde Rusia quedó en cuarto lugar en el medallero con 56 preseas (19 oros, 18 platas y 19 bronces), y les regaló un BMW a cada uno.

“A pesar de que tuvieron que experimentar duras pruebas, mostraron un gran maestría, una gran capacidad de lucha y confirmaron el sólido lugar de Rusia en el mundo del deporte”, dijo Putin durante la ceremonia oficial.

Putin, un gran aficionado al judo, entregó la Orden de Honor a los campeones olímpicos en gimnasia artística, lucha grecorromana (Román Vlasov ya fue oro en Londres), esgrima (Jana Egorián fue oro en individual y por equipos) y natación sincronizada.

El Orden a la Amistad fue otorgada a otros campeones olímpicos en judo, gimnasia, esgrima (sable), lucha libre y natación sincronizada.

 
 
Foto/ AP
Foto/ AP
 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here